Tusdestinos.net / Turismo y viajes

Alrededor de la Plaza Mayor de Bolonia, una de las más bellas de Italia, se encuentran los principales monumentos de la capital de la Emilia-Romaña que se han de visitar en una ruta turística por la ciudad. Estos son: la Basílica de San Petronio, el Palacio de los Notarios, el Palacio Comunal (Palacio d’Accursio), el Palacio Rey Enzo, el Palacio del Podestà, el Palacio de los Bancos, el Archiginnasio y, por último pero no por ello menos importante, la Fuente de Neptuno.

Plaza Mayor de Bolonia durante la Feria Artelibro

Plaza Mayor de Bolonia durante la Feria Artelibro. Foto Emilia Romagna Region Tourist Board.

La Plaza Mayor de Bolonia es un espacio cerrado, embellecido por palacios, con numerosos arcos, ventanas y almenas construidos entre el siglo XIII y el XVI. Este lugar ha sido de suma importancia desde la Edad Media ya que fue escenario de fiestas populares, de ejecuciones públicas cuando se colgaba a los prisioneros del Palacio del Podestà y del vocerío de los mercaderes que allí se dieron cita durante años. Aunque el evento más extraordinario que tuvo lugar en este emplazamiento fue la coronación de Carlos V por parte del Papa Clemente VII en el año 1530 que se llevó a cabo en la Basílica de San Petronio.

Plaza Mayor de Bolonia @Paolo Barone

Plaza Mayor de Bolonia @Paolo Barone. Emilia Romagna Region Tourist Board.

Esta edificación, una de las construcciones religiosas más grandes del mundo, fue levantada por iniciativa del Comune a finales del siglo XIV para celebrar la conquista de la libertad ciudadana. Aunque la obra duró dos siglos finalmente quedó inacabada ya que la parte alta de la fachada no se acabó en mármol y las alas del transepto no se completaron nunca a causa de la construcción, al lado, del Archiginnasio que bloqueó cualquier expansión sucesiva de la basílica. Y todo ello por una razón: bajo ningún concepto podía hacer sombra a San Pedro de Roma.

Fuente de Neptuno y Palacio Comunal, también llamado Palacio d’Accursio

Fuente de Neptuno y Palacio Comunal, también llamado Palacio d’Accursio. Foto Emilia Romagna Region Tourist Board.

En la Plaza Mayor de Bolonia hay seis edificios de suma importancia. El primero de ellos es el Palacio de los Notarios, el más antiguo de la plaza. Data del 1278 y ha sido la sede de corporación de notarios durante, aproximadamente, 600 años. Asimismo destaca el Palacio Comunal, también llamado Palacio d’Accursio, hoy día sede de estupendas colecciones de arte. Otra construcción destacada de la Plaza Mayor de Bolonia es el Palacio del Rey Enzo, construido en el siglo XIII. Después de la famosa batalla de Fossalta, que enfrentó a Güelfos y Cibelinos, se convirtió en la prisión del Rey Enzo, hijo ilegítimo del Emperador Federico II, que permaneció allí durante más de 20 años hasta su muerte. La leyenda cuenta que intentó huir pero le traicionaron los gritos de una mujer que lo reconoció por su melena rubia.

Vista aérea del Palacio Podestà y del Palacio del Rey Enzo

Vista aérea del Palacio Podestà y del Palacio del Rey Enzo. Foto Emilia Romagna Region Tourist Board.

En la Plaza Mayor de Bolonia también destacan el Palacio de los Bancos, del siglo XVI, y el Palacio del Podestà, quien era el primer magistrado de las ciudades del centro y norte de Italia. El edificio está coronado por la torre del Arengo donde hay una campana de casi 5.000 kg que sonaba para llamar a las tropas que estaban defendiendo la ciudad de sus invasores. Justo debajo había una bóveda bajo la cual se colocaban las tiendas de los mercaderes.

Vista nocturna de la Plaza Mayor de Bolonia

Vista nocturna de la Plaza Mayor de Bolonia. Foto Emilia Romagna Region Tourist Board.

En Bolonia se fundó, en el año 1088, la Universidad más antigua de Europa. En el año 1561 Pío IV ordenó la construcción del Archiginnasio, que sería la nueva sede de la Escuela de Leyes y de la Escuela de Arte. Fue el centro de la Universidad hasta 1803, cuando ésta se trasladó al Palacio Poggi, en Via Zamboni, donde se encuentra todavía hoy.

Fuente de Neptuno, en la Plaza Mayor de Bolonia

Fuente de Neptuno, en la Plaza Mayor de Bolonia. Foto Emilia Romagna Region Tourist Board.

Por último, la escultura más destacada de la Plaza Mayor de Bolonia es la Fuente de Neptuno, uno de los símbolos de la capital de Emilia-Romaña. La desnudez del gigante escandalizó tanto a los ciudadanos que se propuso que sus partes nobles se cubrieran con una hoja de parra. Aunque esta polémica hoy día arranca una sonrisa a los visitantes de Bolonia ya que, de perfil, el dedo índice de Neptuno parece mucho más sugestivo que su virilidad.

Fotos: Emilia Romagna Region Tourist Board

Dejar un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de privacidad, haga click en el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies