Tusdestinos.net / Turismo y viajes

Asturias y Galicia tienen el gran honor de compartir el espacio natural de Oscos-Eo y Terras de Burón, declarado Reserva de la Biosfera por la UNESCO en 2007. En su parte asturiana abarca siete municipios (San Martín de Oscos, San Tirso de Abres, Santa Eulalia de Oscos, Taramundi, Vegadeo, Villanueva de Oscos y Castropol) y tiene una superficie 1.600 kilómetros cuadrados, en los que viven unos 34.000 habitantes en un entorno eminentemente rural y ganadero.

Ferreira. Foto Camilo Alonso. Foto cedida por Turismo de Asturias.

Ferreira. Foto Camilo Alonso. Foto cedida por Turismo de Asturias.

El agua está presente en todo el territorio, por el gran número de cauces fluviales que lo atraviesan, siendo el Eo el eje vertebrador y articulador de esta comarca. Lucense de nacimiento y asturiano de adopción, este río es la suma de dos Comunidades Autónomas a las que separa geográficamente, pero a la vez las une en un espacio con el valor de lo fronterizo. En su desembocadura forma una ría considerada como uno de los humedales más importantes del norte de la Península Ibérica.

Playa de Arnao. Foto Emilia Seijo. Foto cedida por Turismo de Asturias.

Playa de Arnao. Foto Emilia Seijo. Foto cedida por Turismo de Asturias.

Oscos-Eo cuenta con una gran variedad de escenarios. Asimismo el gran patrimonio natural que se encuentra en el delta del Eo y en los valles de las cuencas fluviales que lo penetran permite disfrutar de unas hermosas playas, como la de Arnao. Geográficamente Oscos-Eo se extiende por una franja de terreno ubicada entre el nivel del mar y una altura máxima de mil doscientos metros.

As Veigas. Foto Pablo López. Foto cedida por Turismo de Asturias.

As Veigas. Foto Pablo López. Foto cedida por Turismo de Asturias.

En su declaración como Reserva de la Biosfera, la UNESCO reconoce la labor de sus habitantes para su desarrollo sostenible. Sus bosques representan a la media montaña cantábrica occidental. Además hay que tener en cuenta su importante riqueza etnográfica y arquitectónica.

Os Teixos. Foto Noe Baranda. Cedida por Turismo de Asturias.

Os Teixos. Foto Noe Baranda. Cedida por Turismo de Asturias.

Así, el conjunto Etnográfico de Teixois, declarado bien de interés cultural con la categoría de Conjunto Histórico, es un ejemplo de ello. En esta pequeña aldea del municipio de Taramundi se puede descubrir un valioso conjunto de ingenios hidráulicos en su estado natural como un mazo, molino, una pequeña central eléctrica y un batán. La restauración integral de este complejo es un ejemplo de recuperación histórica vinculada al mundo de las manufacturas y la etnografía en Asturias.

Vista de San Cristóbal. Ruta del Silencio. Foto Alejandro Badía. Cedida por Turismo de Asturias.

Vista de San Cristóbal. Ruta del Silencio. Foto Alejandro Badía. Cedida por Turismo de Asturias.

Junto a Os Teixóis, toda la comarca está repleta de ecos de otros tiempos, desde ferrerías tradicionales como la de Mazonovo donde es posible convertirse en auténticos herreros por un día o hasta una villa marinera como Castropol cuyo casco histórico nos remonta cientos de años atrás. Todo en esta tierra tiene un halo especial.

Conjunto etnográfico de Mazonovo. Foto cedida por Turismo de Asturias.

Conjunto etnográfico de Mazonovo. Foto cedida por Turismo de Asturias.

No podemos dejar de hablar de arquitectura popular de Oscos-Eo, perfectamente adaptada al medio, donde destacan hórreos, paneras, palomares, cobertizos y los cortines. Estas últimas son construcciones de piedra de forma ovalada o redondeada en cuyo interior se sitúan las colmenas, con el fin de protegerlas de animales tales como osos, y que denotan la importancia que tuvo la producción de miel –y aún tiene- en esta zona.

Ruta de las Minas. Foto Pablo López. Cedida por Turismo de Asturias.

Ruta de las Minas. Foto Pablo López. Cedida por Turismo de Asturias.

Por último, la reserva de la Biosfera de Oscos-Eo es un espacio ideal para conocer la naturaleza asturiana gracias a las innumerables rutas de BTT y senderismo que se pueden realizar. Un buen ejemplo de ellas es el itinerario de As Minas, que se puede hacer en una hora y media, si bien toda la comarca es tan accesible que una ruta de dos días en coche permite adentrarse en buena parte de sus secretos.

El reconocimiento a la comunidad humana que mantiene vivo este legado ha tenido su último gesto en la entrega a Los Oscos del Premio al Pueblo Ejemplar que concede la Fundación Princesa de Asturias. Un motivo más  para explorar esta tierra repleta de paisaje y de historia.

Dejar un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de privacidad, haga click en el enlace para mayor información.

CERRAR