Tusdestinos.net / Turismo y viajes

Esta semana he acudido a un evento organizado por la tuitera @Graupix en la que un grupo de usuarios populares en Twitter hemos podido disfrutar de las instalaciones del Mayan Luxury Spa, que está ubicado en el Hotel Palace Barcelona (spa que os recomiendo porque los profesionales que en él trabajan son de primer nivel).  Este encuentro, que ha llegado a su tercera edición y que tiene como hashtag #mayanspaandtwitts, aglutina cada vez a personas influyentes en Twitter en diferentes ámbitos, como los viajes o el marketing online, para que de alguna manera narren sus experiencias en vivo y comuniquen sus opiniones sobre un producto o servicio.

Estamos presenciando como a los tradicionales encuentros de prensa, en los que el periodista tenía que llegar a la redacción para escribir o bien hacer una conexión en directo con el medio, se están invitando a personas populares en Twitter, que pueden ser a su vez o no blogueros, para que cuenten in situ qué está pasando a sus seguidores, que en algunos casos pueden ser miles. Además, a esto se ha de añadir que si se pacta un hashtag o etiqueta en el encuentro, el impacto de éste se podrá medir con diferentes herramientas como Tweetreach o Hashtracking. Estamos hablando de métricas y, por lo tanto, de una presencia más que justificada de tuiteros en eventos.

Twitter es inmediatez y puedo decir, con conocimiento de causa, que un periodista sin un smartphone tiene un futuro incierto en la profesión. Muchos de nosotros nos estamos enterando antes de noticias por Twitter que por otros medios de comunicación, por lo que un periodista que hoy en día no se adapte a Twitter o a las nuevas formas de comunicar se está quedando atrás y más con las escabechinas que están realizando en algunas redacciones en las que se están quedando sin trabajo muchos colegas. Renovarse (reciclarse) o morir.

Para finalizar, me gustaría lanzar una pregunta a la audiencia: ¿debe un usuario popular de Twitter poner precio a sus opiniones? ¿Es ético que un tuitero cobre por tweet? En Estados Unidos, algunos usuarios de Twitter, sobre todo celebrities, pueden llegar a cobrar por 5000 dólares por un tweet… Este tema es interesante y, por este motivo, lo dejo para otro post.

4 Respuestas en este articulo
  1. Es muy interesante como poco a poco se concentran promociones alrededor de las redes sociales, blogs, twitter…
    y es cierto que un evento twitteado con un hashtag bien elegido puede tener más repercusión que solo con el blog. Por eso, para alguien que se considera blogger como yo, estas dos herramientas (blog y twitter) en cualquier evento ya son casi inseparables.

    • Yo pienso que son herramientas complementarias ya que twitter es inmediatez y el blog, aunque también puedes escribir al instante, garantiza y da consistencia al trabajo de twitter.

  2. La publicidad se está trasladando a las redes sociales y, como dices, se pueden utilizar métricas para saber hasta donde ha llegado. Es una publicidad rápida y directa. Enfocada a una gente que está interesada en oír la opinión del que la escribe… Pero no deja de ser una campaña de publicidad, y las campañas se pagan.

    Seguramente consiguen más retorno invitando a tuiteros, que poniendo banners, y los banners cuestan dinero. Incluso es posible que tengan más impacto que campañas en radio o televisión (muchas visualizaciones pero poco interés).

    Desde el momento en que las empresas piden esa comunicación tienen que estar dispuestas a pagarlo.

    • Aquí empezaría un debate, como ya he apuntado al final del post, si se debe cobrar o no por un tweet o cuáles serían las formas más éticas para sacar un rendimiento económico a las redes sociales…Keep in contact!

Dejar un comentario

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de privacidad, haga click en el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies