Situada en el corazón verde de Italia, en la región de Umbría, Perugia es una bella ciudad fortificada de la época medieval. Rodeada de colinas que le confieren vistas espectaculares, Perugia se alza en un promontorio, al lado del rio Tíber y cerca del lago Trasimeno. Recorriendo las estrechas y sinuosas calles del centro histórico, los visitantes pueden volver atrás en el tiempo, descubrir su riqueza artística y respirar un clima internacional, ya que la ciudad es la sede de dos prestigiosas universidades. La Università degli studi, fundada en el año 1308, y la Università per stranieri (Universidad para extranjeros) acogen cada año miles de estudiantes de toda Italia y de todo el mundo que vienen a esta ciudad para cursar sus estudios superiores o realizar un curso de italiano.

Un poco de historia

Los orígenes de Perugia pertenecen al periodo etrusco, cuando la ciudad era un importante distrito administrativo, como testimonian algunos de sus monumentos: el Arco Etrusco, la Puerta Marcia y el Pozo Etrusco. Posteriormente fue conquistada por los romanos que le pusieron el nombre de “Augusta Perusia”.

La Rocca Paolina, símbolo del poder papal, y el acueducto romano en Via Appia (© Ayuntamiento de Perugia)

La Rocca Paolina, símbolo del poder papal, y el acueducto romano en Via Appia (© Ayuntamiento de Perugia)

Con la caída del Imperio Romano, Perugia (Perusia en latín) sufrió numerosas invasiones hasta convertirse en el siglo XI en Ciudad-Estado Independiente. Sucesivamente fue el escenario de luchas civiles entre las familias perusinas más importantes. Las luchas acabaron con la conquista del poder por parte de la familia Baglioni que dominó hasta el 1531. Ese mismo año tuvo lugar la “Guerra de la sal” entre el Estado Pontificio y el pueblo llano que se oponía al aumento del precio de este producto. El Papa Pablo III Farnese ganó la guerra, ocupó la ciudad e hizo construir la fortaleza de la Rocca Paolina. Su poder continuó hasta el 1860 cuando Perugia fue absorbida por el Reino de Italia.

El centro histórico de la ciudad: la plaza 4 de noviembre

La plaza 4 de noviembre es el corazón de la ciudad y el centro artístico-cultural. El visitante se quedará sorprendido por la belleza y la elegancia de los monumentos que aquí se encuentran: la Fuente Mayor en el medio, la fachada lateral de la Catedral de San Lorenzo y el Palacio de los Priores.

Vista de la Plaza 4 de noviembre con las escaleras de la catedral, la Fuente Mayor y el Palacio de los Priores  (© Ayuntamiento de Perugia)

Vista de la Plaza 4 de noviembre con las escaleras de la catedral, la Fuente Mayor y el Palacio de los Priores (© Ayuntamiento de Perugia)

Además, representa el punto de encuentro para los estudiantes de todo el mundo que llenan las escaleras de la plaza para charlar, tomar un refresco o disfrutar del sol durante la primavera. El ambiente es tan delicioso que merece la pena dar una vuelta.

La Fuente Mayor, ubicada en medio de la plaza, pertenece a la segunda mitad del siglo XIII. Es una sublime obra realizada por el arquitecto Fra’ Bevignate y decorada con gran elegancia y solemnidad por Nicola y Giovanni Pisano. Está formada por dos receptáculos sobrepuestos de forma poligonal esculpidos con pequeñas estatuas que representan personajes bíblicos, mitológicos y animales, entre otros.

Izquierda, la Fuente mayor, uno de los monumentos símbolos de la ciudad. Derecha, Corso Vannucci (© Ayuntamiento de Perugia)

Izquierda, la Fuente mayor, uno de los monumentos símbolos de la ciudad. Derecha, Corso Vannucci (© Ayuntamiento de Perugia)

El Palacio de los Priores, hoy sede del Ayuntamiento y símbolo del espíritu comunal de la ciudad, fue construido durante la primera mitad del siglo XIV y está realizado con travertino, material con el que se construyeron muchos monumentos de la Roma antigua, y con piedra blanca y roja. Se accede a través de unas escaleras que tienen forma de abanico y de un portal ojival. A ambos lados están las estatuas del grifo (un animal fabuloso mitad águila mitad león) y del león, símbolos de la ciudad. Una vez atravesado el portal se llega a la Sala dei Notari, llamada otrora Sala del Pueblo, completamente decorada con frescos. Además, el palacio está adornado con ventanales góticos y con unas almenas que le confieren elegancia. Se extiende desde la plaza hasta Corso Vannucci desde donde se accede a la Galleria Nazionale dell’Umbria, que alberga obras de Arnolfo di Cambio, Piero della Francesca, el Perugino y el Pinturicchio entre otros.

Corso Vannucci es la calle principal de la capital de Umbría. Lleva el nombre del famoso pintor Pietro Vannucci, más conocido como El Perugino por haber nacido y realizado en esta ciudad sus obras más importantes. Paseando por el Corso puedes encontrar tiendas de las más prestigiosas firmas italianas, restaurantes y pastelerías donde degustar las especialidades culinarias locales y el chocolate de Perugia, muy famoso sobre todo por los besos (baci) de La Perugina. En primavera y durante todo el verano, la calle se llena de terrazas y de turistas que se sientan al aire libre para disfrutar y saborear un verdadero café italiano.

Corso Vannucci durante el verano (© Ayuntamiento de Perugia)

Corso Vannucci durante el verano (© Ayuntamiento de Perugia)

Cultura y música en Perugia: Umbria Jazz

Cada año, durante el mes de julio y durante diez días, las calles de Perugia se inundan de gente y de música. Artistas famosos, músicos, apasionados del jazz o amantes de la ciudad acuden desde todas partes del mundo para asistir a uno de los festivales dedicados a este género musical de mayor renombre internacional, el Umbria Jazz.

La Plaza 4 de noviembre acoge algunos de los conciertos del Umbria Jazz (© Umbria Jazz)

La Plaza 4 de noviembre acoge algunos de los conciertos del Umbria Jazz (© Umbria Jazz)

Este evento nació en el año 1973 como un festival itinerante y completamente gratuito que cada noche conquistaba una platea de público de una diferente plaza umbra. Con el tiempo y después de varias interrupciones se ha convertido en uno de los más importantes festivales de música jazz del mundo, que se celebra y tiene lugar exclusivamente en el casco histórico de la capital.

Concierto al aire libre en Santa Giuliana (© Umbria Jazz)

Concierto al aire libre en Santa Giuliana (© Umbria Jazz)

Desde la mañana hasta la noche el visitante encontrará por el centro de la ciudad artistas que tal vez improvisan una exhibición en una de las pequeñitas y tan fotografiadas calles o plazas del casco histórico, o podrá degustar un vaso de vino o un típico plato regional en uno de los más apreciados restaurantes del centro siempre a ritmo de jazz. Además podrá asistir a los conciertos gratuitos que tienen lugar en la plaza 4 de noviembre y en los Jardines Carducci, durante el día y la noche.

El Teatro Morlacchi es otro de los lugares donde se celebra el Umbria Jazz (© Umbria Jazz)

El Teatro Morlacchi es otro de los lugares donde se celebra el Umbria Jazz (© Umbria Jazz)

Uno de los escenarios más prestigiosos de Umbria Jazz es el dieciochesco Teatro Morlacchi, lugar de referencia para las exhibiciones de música de autor italiana e internacional, que ha visto durante las últimas ediciones la participación de nombres como Enrico Rava, Stefano Bollani, Tore Brunborg, Anders Jormin, Manu Katché, Giovanni Allevi, entre otros. El teatro tiene forma de herradura y una capacidad para casi 800 personas.

Arena Santa Giuliana es uno de los escenarios donde se celebra el Umbria Jazz (© Umbria Jazz)

Arena Santa Giuliana es uno de los escenarios donde se celebra el Umbria Jazz (© Umbria Jazz)

La Arena Santa Giuliana es un lugar al aire libre donde se realizan los conciertos más importantes durante las cálidas noches perusinas del festival. Muchos artistas de renombre internacional como James Brown, Elton John, Sting, Simply Red, Carlos Santana, Manhattan Transfer y Eric Clapton entre otros han pasado por este lugar. Ubicada en el corazón de Perugia, está a los pies del antiguo monasterio de Santa Giuliana y cuenta con un pequeño estadio deportivo muy adecuado para este tipo de espectáculos.

Vista de la ciudad de Perugia (© Ika, Ayuntamiento de Perugia)

Vista de la ciudad de Perugia (© Ika, Ayuntamiento de Perugia)

Historia, arte, cultura y música se dan cita en Perugia, una ciudad poco conocida por los españoles que pero tiene mucho que ofrecer: desde una gastronomía exquisita preparada con maestría según la tradición culinaria local y nacional hasta una agenda de eventos culturales de renombre mundial pasando cómo no, por su increíble legado arquitectónico.

Guía práctica

¿Cómo llegar?

Perugia cuenta con el aeropuerto internacional de Sant’Egidio. Desde Girona salen vuelos dos veces por semana con la compañía de bajo coste Ryanair. Sant’Egidio está bien conectado con la ciudad gracias a un servicio de autobuses.

¿Dónde alojarse?

Etruscan Chocohotel es el primer hotel en el mundo dedicado al chocolate. Sus habitaciones se distribuyen en tres niveles y cada uno de ellos está dedicado a un tipo de chocolate: con leche, con nueces y chocolate negro.

Etruscan Chocohotel
Via Campo di Marte 134
Tel. 00 39 075 5837314
etruscan@chocohotel.it
www.chocohotel.it

Otra opción es el Hotel Giò Wine Area e Jazz que cuenta con 76 habitaciones dedicadas al jazz y 130 dedicadas al vino.

Hotel Giò Wine Area e Jazz
Via Ruggero D’Andreotto, 19
Tel: 00 39 075 5731100
reception@hotelgio.it
www.hotelgio.it

¿Dónde y qué comer?

El restaurante eI Settimo Sigillo se encuentra en el barrio histórico de la ciudad. Se distingue por la originalidad de su decoración, ya que su ambientación es completamente medieval, y sus exquisitos platos típicos de la región. Una especialidad es la famosa Torta al testo, una tarta salada típica de la tradición culinaria perusina hecha con harina, agua, aceite de oliva, sal y levadura. Cocinada en una sartén de piedra refractaria llamada testo, se puede rellenar con jamón, mozzarella, rúcula, salchichón cocido y otros productos de la tradición umbra como la trufa, entre otros. También es muy típico el pan sin sal, que nos remonta a la Guerra de la Sal, cuando los panaderos para protestar contra el aumento del precio de este producto empezaron a producir el pan sin sal, que se puede degustar con el aceite de oliva producido en esta región, la trufa, los embutidos de la tradición umbra acompañado con un vaso de vino tinto Montefalco.

Settimo Sigillo
Via Ulisse Rocchi 1, Perugia
ilsettimosigillo@tin.it
Tel: 0039 075.5724.306
www.ilsettimosigillo.it

Más reportaje sobre Italia en la web:Fin de semana en Cerdeña: de ruta por l’Alguer/ Friuli Venezia Giulia, pequeña muestra del universo/ Bardonecchia y Vialattea: esquí y turismo en los Alpes de Turín/ Ruta por FLORENCIA: descubriendo los rincones de la capital de la TOSCANA/ Ischia, escenario de película

Dejar un comentario


cuatro + 9 =