El Maresme no es solo un territorio bendecido por sus playas. Esta comarca barcelonesa ofrece varias propuestas culturales muy interesantes que pueden ser un complemento perfecto a unas vacaciones en el mar o a una escapada de pocos días en familia o con amigos. En este artículo os vamos a recomendar cinco museos y/o equipamientos culturales que aconsejamos visitar si escogéis el Maresme como destino para pasar unos días de asueto.

Museo de la Estampación de Premià de Mar

Museo de la Estampación de Premià de Mar

Museo de la Estampación de Premià de Mar

El Museo de la Estampación de Premià de Mar, el único de España especializado en esta técnica de impresión textil, es uno de nuestros preferidos. Está ubicado en una antigua fábrica de gas de estilo modernista y neoclásico (la única de Catalunya que ha sido musealizada) y tiene como objetivo destacar la importancia que esta actividad ha tenido históricamente en esta comarca. En este espacio muestran las diferentes etapas de esta técnica de impresión textil que empezó en el siglo XVIII en Cataluña (sobre todo en la provincia de Barcelona) y que fue la antesala de la industrialización textil en este territorio ya en el siglo XIX.

Museo de la Estampación de Premià de Mar

Museo de la Estampación de Premià de Mar

En el Museo de la Estampación de Premià de Mar hay una exposición permanente donde se hace un repaso a la historia de la técnica, la química y el arte de la estampación manual, así como a la mecanización de este proceso que llegó gracias a la industrialización. También se exhiben algunos tejidos y vestidos de época. En el Obrador del museo, lugar que pretende ser un espacio de formación y creatividad, se hacen talleres dirigidos sobre todo a los más pequeños. Asimismo, el Museo de la Estampación de Premià de Mar acoge exposiciones temporales y actividades para grupos además de visitas guiadas.

Más información: www.museuestampacio.org

Museo del Càntir de Argentona

Uno de los museos más emblemáticos del Maresme es el del Càntir (botijo), fundado en el año 1975 en Argentona. Es un espacio único en el mundo en su especialidad (aunque en la actualidad hay dos colecciones de botijos privadas abiertas al público: el Museo del Botijo de Villena, en Alicante, y el de Toral de los Guzmanes, en León). El nacimiento de esta institución, gestionada por un Patronato Municipal hasta 1984, se vincula con la Fiesta del Botijo que se celebra desde el año 1951 y que vino a recuperar una festividad popular del siglo XVII. Coincidiendo con la Fiesta del Botijo (4 de agosto), el Museo organiza una feria internacional de cerámica y loza para dar a conocer la alfarería tradicional y promover los valores de la cerámica de creación.

El Museo del Càntir de Argentona cuenta con por más de cuatro mil ejemplares que van de la Edad de Bronce a Picasso. También muestra grandes colecciones de cerámica de bóveda de los siglos XIV al XVIII y botijos del siglo XIX. Aunque la mayor parte de su colección está formada por piezas de barro popular y tradicional de todo el siglo XX. La mayoría de los botijos son de Cataluña y España, aunque en los últimos años han llegado muestras de otros países, como Portugal, Francia, Italia, Marruecos, México y Perú, entre otros países. El Museo del Càntir de Argentona forma parte de la Red de Museos Locales de la Diputación de Barcelona desde el año 1994.

Más información: www.museucantir.org/es

Casa Museo Lluís Domènech i Montaner de Canet de Mar

La Casa Domènech es uno de los cuatro edificios que construyó el arquitecto Lluís Domènech i Montaner en el centro de Canet de Mar, en el Maresme. En la fachada hay dos tratamientos diferentes a ambos lados de la construcción (como es común en los edificios esquineros de Domènech i Montaner). En la primera planta de la Riera Buscarons colocaron un balcón y la entrada principal mientras que en la Riera Gavarra la solución que escogieron fue la de las ventanas lobuladas con parteluces ligeros. Tanto estas ventanas como la galería del ángulo podrían entenderse como una interpretación del estilo gótico.

Casa Museo Lluís Domènech i Muntaner de Canet de Mar

Casa Museo Lluís Domènech i Montaner de Canet de Mar

La Casa Museo Domènech i Muntaner consta de dos edificios: la Masía Rocosa y la Casa Domènech. Entre ellos hubo una zona ajardinada que desapareció debido a las obras que se realizaron para acondicionar la planta baja como oficina bancaria entre 1980 y 1983.

En la Casa Domènech todavía se conservan chimeneas, techos originales y esculturas de yeso de colaboradores de Domènech i Montaner. Los visitantes no pueden perderse el antiguo comedor decorado con paneles cerámicos procedentes de la Iglesia de Comillas o la chimenea con ornamentación perteneciente al Hospital de Sant Pau. En la primera planta se conservan las escaleras de acceso a la segunda planta de madera y la prueba de yeso de la silla de la iglesia del Seminario Comillas, y el baño de estilo modernista que Domènech i Montaner diseñó para su esposa.

La Masía Rocosa, del siglo XVII, primera casa que ocupo el arquitecto y que fue su estudio durante años, es un edificio situado detrás de la Casa Domènech. Desde 1990 la casa-museo está dedicada a la difusión de las obras y la vida del arquitecto modernista. Se puede visitar todo el año pero hay que consultar el calendario.

Más información: www.canetdemar.cat/museu

Museo del Turismo de Calella (MUTUR)

El Museo del Turismo de Calella es un moderno equipamiento cultural que tiene como objetivo mostrar de manera atractiva, didáctica y participativa la historia del turismo y sus efectos socioculturales y económicos a nivel global. La visita al Museo del Turismo (MUTUR) propone al visitante dar la vuelta al mundo en un espacio ya que se explica desde la historia de los primeros viajes y exploradores hasta la actualidad más reciente del sector.

Visitando el MUTUR

Visitando el MUTUR

El MUTUR se quiere convertir en un centro de referencia nacional para la búsqueda nacional y divulgación documental del turismo. El museo ofrece diversas propuestas educativas y pedagógicas dirigidas a diferentes públicos como los escolares. Y es que el proyecto educativo del MUTUR tiene como objetivo poner en valor el fenómeno del turismo y subrayar sus aportaciones a la economía, la sociedad y la cultura (local y global)

Más información: www.museudelturisme.cat/?lang=es

Nau Gaudí de Mataró

La Nau Gaudí de Mataró fue la primera obra construida por el genial arquitecto catalán. Este edificio es el único testimonio que ha llegado hasta nuestros días del recinto fabril de la sociedad cooperativa La Obrera Mataronense. Considerada el punto de partida del proceso creativo del arquitecto, la nave destaca por la importancia de la experimentación con los arcos parabólicos, utilizados por primera vez como elementos estructurales, muy representativos de la obra gaudiniana.

Nau Gaudí de Mataró

Nau Gaudí de Mataró

Gaudí comenzó a trabajar en el proyecto en el año 1878, justo después de acabar sus estudios en la Escuela de Arquitectura de Barcelona, colaborando en la planificación con el arquitecto mataronés Emili Cabanyes. Del conjunto ideado por Gaudí tan solo se hizo una pequeña parte: dos viviendas, correspondientes a la del director y a la del portero, unos sanitarios y una nave destinada al blanqueo de algodón. De estos edificios, construidos en 1883, únicamente se conservan los dos últimos. La Nau Gaudí de Mataró fue declarada Bien Cultural de Interés Nacional por la Generalitat de Catalunya en 1982 y acoge desde el año 2010 la sede del Consorcio Museo de Arte Contemporáneo de Mataró, espacio de exhibición de la Colección Bassat.

Más información: www.naugaudi.cat/es

Dejar un comentario

3 × 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra POLÍTICA DE PRIVACIDAD, haga click en el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies